Cuáles son los inconvenientes para el crecimiento de una empresa sin la implementación de un ERP

Descubre cómo la implementación de un ERP consigue superar muchos inconvenientes, obteniendo importantes beneficios para el crecimiento empresarial.

La implementación de un ERP lleva ya varias décadas mostrando sus beneficios en las empresas, y lo hace cada vez de modo más avanzado al ritmo en el que progresa la tecnología. Un ERP o sistema de planificación de recursos empresariales facilita la gestión del negocio a través de la racionalización, la integración y la automatización de las operaciones de negocio. Hace que estas sean ágiles, precisas y eficientes y proporciona una vista completa y panorámica de los puntos críticos del sistema.

Aprovechar estos beneficios significa reducir costes innecesarios, acceder a nuevas oportunidades y, en definitiva, crecer como negocio. En cambio, cuando no se ha recurrido a la implementación de un ERP, las empresas se enfrentan a diversos inconvenientes que se reflejan en una menor productividad y rendimiento de la empresa. Veamos cuáles son estos inconvenientes y cómo un ERP como puede ser Sage X3 los resuelve influyendo positivamente en el crecimiento empresarial.

Inconvenientes para el crecimiento empresarial sin la implementación de un ERP

Prescindir de la implementación de un ERP expone a las empresas a riesgos que disminuyen su competitividad, su capacidad para producir y, en consecuencia, sus indicadores de crecimiento. Los siguientes son los 5 inconvenientes más relevantes cuando se carece de un ERP:

1. Muchos programas diferentes para diferentes procesos

Cuando el área contable utiliza un sistema para gestionar cuentas, mientras en el ámbito de ventas se utiliza otro para registrar los pedidos de los clientes que además llegan en papel, y, al mismo tiempo, desde el almacén utilizan un software diferente para rastrear los envíos y la recepción de las mercancías, no solo puede darse cierta confusión. Podrían aparecer descuadres y errores y, sin duda, a la larga se termina perdiendo un tiempo valioso.
El software ERP integra estos sistemas en una única solución, para que todas las funciones se basen en una sola base de datos. Con una única fuente de información que contiene datos precisos y en tiempo real, una solución ERP elimina todas las dificultades de acceso a la información que resulta mucho menos susceptible de errores.

De este modo, posibilita que se tomen mejores decisiones, más rápidas y se libere tiempo para trabajar en actividades de alto valor que impulsen el crecimiento de la empresa.

2. Datos e información redundantes

Diferentes sistemas implican datos e información e incluso procesos duplicados o triplicados. Esto quiere decir que en diferentes áreas de la empresa se llevan a cabo las mismas tareas, el trabajo es también redundante y, por tanto, se pierde productividad.
El software ERP actúa como un compilador central para todos los datos y la información que la empresa requiere, para que cada departamento funcione con agilidad y eficiencia, sin duplicidades.

3. Falta de comunicación de la información

En una empresa que depende de sistemas aislados u hojas de cálculo que necesitan actualizarse constantemente, acceder a toda la información fiable y actualizada que se necesita en cada momento no es sencillo.
Con una solución ERP, los responsables pueden obtener una visión holística de las operaciones comerciales en cualquier momento, mientras que otras áreas pueden obtener información que necesitan de modo inmediato para realizar su trabajo de forma eficaz.

4. No alcanzar la satisfacción del cliente

La satisfacción del cliente es un elemento esencial para el crecimiento de las empresas. Y es más fácil proporcionar un servicio al cliente de alta calidad utilizando un software ERP. Con él, el área de ventas y los encargados de servicio al cliente pueden interactuar mejor con los clientes y mejorar las relaciones con ellos a través de un acceso rápido y preciso a la información y al historial de los mismos.
La implementación de un ERP hace posible, por ejemplo, que los representantes de atención al cliente respondan a las preguntas del cliente sobre el estado de su pedido, la forma de pago o los problemas de servicio, sin tener que colgar el teléfono y consultar a otro departamento.

5. El área de TI es compleja y consume muchos recursos

Mientras que tener distintos sistemas funcionando en la empresa hace más compleja el área de TI e implica elevados recursos, la implementación de un ERP concentra la atención del departamento en una única solución.
Esto ofrece agilidad para responder a las cambiantes necesidades comerciales y de procesos de la empresa, ya que las tareas de personalización, integración, configuración y actualización se limitan a una única solución, lo que además reduce la carga de trabajo.
Implementar una solución ERP para dar respuesta a los anteriores retos e inconvenientes permite a las empresas no solo mejorar la productividad y rentabilidad de su negocio, sino estar preparados para adaptarse a los constantes cambios en el mercado.
Mira como una solución ERP como Sage X3 (grandes empresas) o Sage 200cloud (pymes) puede impulsar tu negocio, incorporando todos estos puntos para su crecimiento.
Contacta con uno de nuestros consultores expertos para obtener asesoramiento personalizado.